Páginas vistas en total

sábado, octubre 29



Nuestra Madre la Iglesia (Publicación solicitada de un art. de 2008)




Perdí a mi madre a los tres años de edad. Cuando bordeaba los seis o los siete mi padre que debía viajar a menudo fuera de Potosí, solía dejarme interno con las monjas del Hospicio, (Congregación de las Hijas de Santa Ana) que me enseñaron a rezar, a cantar, a convivir con otros niños pobres y minusválidos, "los cieguitos de San Roque" de quienes aprendí el quechua que jamás lo he olvidado a pesar de mis largas ausencias de la Patria y el redoble del tambor, las tonadas populares las guaranias y taquiraris. Al morir mi progenitor fui internado en el colegio Don Bosco de Sucre donde permanecí seis hermosos años profundizando mi fe religiosa que me serviría tanto para el trabajo que me esperaba junto a los misioneros Oblatos de María Inmaculada en Radio Pío XII de Siglo XX y en general para el ejercicio del periodismo. Mi ya larga existencia próxima a los 70, ha transcurrido pegada a las instituciones de nuestra Madre la Santa Iglesia a la cual todos los cristianos prometemos fidelidad y obediencia el día de nues tro bautismo.

La introducción personalizada contra mi costumbre profesional, explica el dolor profundo que experimento cuando se ataca a la Iglesia, a sus pastores, y se pone en duda el enorme aporte de su contribución incluso material para el nacimiento y conservación de la República. ¿Quién no conoce al menos un sacerdote ligado a la vida personal de cada uno de los bolivianos, que sea un testimonio de la Fe, del Amor, de la Solidaridad con el prójimo sin otro interés que el respeto por nuestras personas? ¡Hacia dónde miremos están los testimonios del Amor de Dios que se expresa en el trabajo de sus discípulos que no son sólo los obispos y sacerdotes, sino los cristianos que viven una vida normal, silenciosa, recogidos en la oración y el cumplimiento de sus deberes, que hacen de los Mandamientos su guía y su norma! De allí que los insultos, las blasfemias e imprecaciones, las ofensas que se profieren al Cardenal Terrazas a quién me precio de conocer desde cuando concurrió delegado por Vallegrande al Segundo Congreso Nacional de Estudiantes de Secundaria (1955) que tuvo lugar precisamente en aquella hospitalaria ciudad de grata recordación, a los Obispos y sacerdotes, a la Iglesia. Ofensas proferidas a veces en tono sarcástico por el mismísimo Jefe de Gobierno, para quien al parecer nadie merece respeto ni consideración, por ministros de estado, voceros, y ahora también por el Prefecto que ocupa accidentalmente el cargo. 

De todos los ataques el que más duele proviene de un ex sacerdote, nada menos que de la virtuosísima orden de San Ignacio de Loyola, apóstata de su fe y de su ministerio que por congraciarse con quienes le dispensaron el cargo que ostenta no duda en sumarse al coro de quienes van poniendo en entredicho el accionar de la Iglesia en la historia de Bolivia y están molestos porque como antes, hoy mismo, la Iglesia como lo hiciera Juan el Bautista con Herodes les descubre sus dobleces, y los desenmascara ante el pueblo y más tarde lo seguirá haciendo porque "los cielos y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán" en cumplimiento de aquella promesa "estaré con ustedes hasta la consumación de los siglos" y la palabra divina empeñada a Pedro "todo lo que ates en la tierra será atado en el cielo... y todo lo que desates, será desatado" que nos muestran con la claridad del sol que la Iglesia es la misma de ayer, de hoy y de mañana. 

Duele y ofende el menosprecio que se tiene por el rol de la Iglesia católica, el afán de descalificarla y reducirla, tratando de restar importancia y trascendencia a su accionar dentro y fuera de Bolivia, esta vez por el informe prestado al Santo Padre en la visita ad-límina que realizan a Roma los obispos de todo el mundo cada cinco años, para reunirse con el Pastor y pasar revista a su trabajo apostólico. Esperaban quizá que se les echara flores, se disimulara la pésima administración que viene realizando el equipo de gobierno, olvidando sus promesas electorales y envanecido de poder, a título de un cambio que no se puede ver y que se está traduciendo en el recorte de las libertades, la inseguridad ciudadana, la pérdida de la institucionalidad de la Justicia. 

La Iglesia no puede mentir, menos aún sentir temor frente a la verdad, de modo que sí los que detentan el poder, bien pueden contar con que jamás la tendrán de cómplice de sus traiciones al pueblo, de socapadora de sus atrocidades, de silenciar su voz de denuncia y de prevención. Por lo demás, los ejemplos históricos de lo sucedido con caudillos, líderes, tiranos que quisieron acallarla nos muestra su derrota, la de Napoleón, de Hitler, de Perón todos sepultados por el olvido y la ignominia no obstante el colosal esfuerzo por cambiar el curso de los hechos que sus seguidores trataron de obtener mientras que el catolicismo sigue su marcha. 

Estemos entonces preparados para nuevos atropellos, cada vez más furibundos e irracionales contra la Iglesia Nuestra Madre, que terminará por acoger en su seno a todos sus hijos, perdonando a los que la ofenden y brindándole su protección a los que perseveran.

sábado, octubre 15

Jag tror på Gud och hans Kyrka
Mauricio Aira



I skymningen i livet när allt var dekanteras och man kan se reflekteras i en spegel eftersom dess existens upptäcker värdet av tron ​​Upptäck försyn i varje skede kommer att ge sin egen, från den plats som valts av Guds plan för biologiska föräldrar gjorde skolan som de första bokstäverna i hans händer en rundtur i den breda och den smala samhällsskikt.
Jag tror på Gud eftersom jag fick nåd inför många, däribland kanske några familjemedlemmar som inte har styrkan att tro. Som vägrar att acceptera Guds vilja att manifestera i varje handling. Kallelse, val av partner är födelsen av barnen som en underbar verk succession inte uppfattas som en omges av många barnbarn och barnbarnsbarn i en familjemiljö som fortfarande är den största välsignelse.
Jag tror på Gud och hans kyrka trots alla prövningar och orättvisor och lidit missgärningar. Tester för att mäta djupet i tron ​​orättvisor som lämnar dig bedövat en, fängslande, utfrysning och sedan tillståndet för barnen, varför Herre, varför det måste vara attackerade en av mina mycket kära döttrar en brottsling som var på väg att ta sitt liv, men sedan ditt Providence skickade en "skyddsängel" som bistått honom som den barmhärtige samariten kallas ambulansen och polisen och hade gått först när offret hittades i goda händer av läkare och sjuksköterskor att genomföra insatser och intensivvård. Så från att brottslig handling att återvinna det liv som vår smärta var inte så intensiv och djup.
Den onda alltifrån ta bort dina grundläggande rättigheter, frihet, arbets-, varu att man måste möta de behov bekvämt. Den onda tar mina föräldrar utan logik dock tillåta återuppbyggnaden av familjens historia 70 år senare och återvinna skrot av skrot genealogiska minne. Efterlevnad tillkännagavs av Jeremia 20,70, "besök dig och uppfylla löftet att föra dem tillbaka till moderlandet" och proklamationen av Juan XXIII "Envar har rätt till fri rörlighet och bosättning inom den politiska gemenskapen vilket är en medborgare. Vår Herre i sin barndom var också en flykting tvingas fly det hat som hade släppt lös och den förföljelse som hade ålagt tyrannen Herodes Jesus och hans familj måste lämna Judéen och ta sin tillflykt i ett främmande land tills tyrannen var död. Mannen ska förnekas den grundläggande rätten att leva och andas i det land där han föddes, där mest omhuldade bevarar minnen från barndomen, gravar av hans förfäder, den kultur som ger andliga identitet, traditioner ger livsglädje och alla mänskliga relationer som understödja och skydda. Johannes Paulus II. 1982/01/31 Rom.
Kedja av lidande och umbäranden att bara tro hjälper dig att glömma, förlåta, att spåra och följa vägen av godhet och mänsklig konstruktion. Jag tror på Gud för att jag har förmågan och sättet vi kommunicerar. Finns inte i skrymslen minne bara för sig själv höjdpunkterna vittnet som fortsätter varje dag. Jag tror på Gud för att jag kan sjunga dess lov välsigna det teckensnitt som gav mig deras vänskap för alltid välsigna de präster som med engagemang, glädje och visdom lärde mig katekesen, jag administrerade sakramenten, inspirerade kristna i mig stolthet att tillhöra denna privilegierade flockas för att se i alla dess Guds försyn fungerar som ett barn, tonåring, vuxen, far och farfar. Här och där på varje plats där jag kunde hålla prästerskapet på torsdag, fredag ​​av passionen och söndagen i den uppståndne bekräftar oss i tron ​​jag tror på hans gudomliga förebud kyrka uthärdar genom århundradena, levande mirakel av Providence som följer den kristna från dopet till extrema smörjelse.
Jag tror på Gud för att jag kan säga tack till mina föräldrar, mina lärare, mina vänner, men mina fiender bara i fall jag har dem. Det är den djupaste och innerlig tacksamhet att vara inspirerade av nådens liv som tron ​​allena kan skänka. Tack för tron. ​​Tack för gåvan att tro på Gud. 

sábado, octubre 8

tres mujeres de color, una presidenta, dos activistas por la Paz reciben el premio


Sirleaf, la «dama de hierro»

Sirleaf, presidenta de Liberia desde 2006 y primera mujer en ocupar una jefatura de Estado en África, es conocida también por haber contribuido a poner fin al conflicto armado en Liberia y a la caída del anterior presidente, Charles Taylor, al que un tribunal internacional juzga por crímenes contra la Humanidad.
El Nobel de la Paz premia a tres defensoras de los derechos de la mujer
AFP
Ellen Johnson-Sirleaf, en 2006
Apodada en su país la «Dama de Hierro», Sirleaf, de 72 años y madre de cuatro hijos, opta a un segundo mandato en las elecciones presidenciales previstas para el próximo martes, día 11. Nacida el 29 de octubre de 1938 en Monrovia, estudio economía en la Universidad estadounidense de Harvard y a comienzos de la década de 1970 ocupó el cargo de secretaria de Estado de Finanzas.
Ya en 1979 fue nombrada ministra de Finanzas en el Gobierno del presidente William Tolbert, cuyo derrocamiento y posterior asesinato, tras el golpe de estado perpetrado el 12 de abril de 1980 por el sargentoSamuel K. Doe, le obligaron a abandonar el país.
Durante su exilio ocupó la vicepresidencia de la oficina regional de África del Citibank, con sede en Nairobi entre 1982 y 1985, para regresar después a su país con el objetivo de presentar su candidatura al Senado. Un discurso público, en el que criticó el régimen militar, le valió una condena de diez años de cárcel, aunque finalmente fue liberada poco después de ingresar en prisión.
Tras diversos cargos como economista en diferentes instituciones, como Naciones Unidas o el Banco Mundial, regresó a su país al finalizar la guerra civil en 1997. Si bien en un principio apoyó el golpe de estado de Charles Taylor contra el general Samuel Doe, más tarde se opuso a su gobierno y se enfrentó a éste en las elecciones de 1997, en las que obtuvo un 10% de los votos. Acusada de traición por Taylor, sufrió un nuevo destierro político.

Gbowee, por la participación de las mujeres

De la activista liberiana Leymah Gbowee, el Comité destacó el hecho de que "movilizara y organizara a las mujeres de todas los grupos étnicos y religiosos a fin de garantizar la participación de la mujer en las elecciones". "Desde entonces ha trabajado por mejorar la influencia de las mujeres en África Occidental y en las situaciones de posguerra", afirmó.
El Nobel de la Paz premia a tres defensoras de los derechos de la mujer
REUTERS
Leymah Gbowee, en 2009
Además del Nobel, Gbowee ha recibido otros premios como el de la Fundación de la Biblioteca de John F. Kennedy al Valor y el Premio de la Fundación Gruber por su defensa de los derechos de la mujer. Fundada en 1822 por los esclavos negros liberados de Estados Unidos, Liberia, de donde son las dos primera galardonadas, ha gozado siempre de una paz frágil debido a las fuertes tensiones étnicas y a la presencia de mercenarios en sus zonas de selva.

Karman, por un Yemen «moderno»

En cuanto a la tercera galardonada, la política yemení Tawakkul Karman, el Comité declaró que, "en las circunstancias más difíciles, tanto antes como durante la 'Primavera Árabe', Karman jugó un papel destacado en la lucha por los derechos de las mujeres y por la democracia y la paz en Yemen".
El Nobel de la Paz premia a tres defensoras de los derechos de la mujer
REUTERS
Tawakkul Karman recibiendo la noticia del premio Nobel
La yemení, que pernocta junto a su hijo y una de sus hijas en una pequeña tienda de campaña, desconocía que era candidata al premio, de lo que se enteró mismo a través de la televisión. Karman ha declarado tras el premio que la noticia supone una alegría para «todos los yemeníes» y ha advertido de que la lucha por «un Yemen democrático y moderno» continuará hasta la conquista de todos los derechos.
Para poner fin al anuncio, el Comité Nobel ha mostrados su deseo de que «el premio a Ellen Johnson-Sirleaf, Leymah Gbowee y Tawakkul Karman ayude a poner fin a la represión de las mujeres, que todavía persiste en muchos países, y a hacer realidad el gran potencial que las mujeres representan para la democracia y la paz», concluyó.
Hasta ahora, sólo 12 mujeres han recibido el Nobel de la Paz en 110 años de historia, siendo la última la ecologista keniana Wangari Maathai (2004), que acaba de morir. El premio será otorgado a los tres ganadores en Oslo el 10 de diciembre, fecha aniversario de la muerte de su fundador, el industrial y filántropo sueco Alfred Nobel. Consiste en una medalla, un diploma y un cheque por 10 millones de coronas suecas (alrededor de un millón de euros) que los tres ganadores compartirán. Texto y fotos gentileza del ABC, Madrid

miércoles, octubre 5

todos los nombres de los sabios galardonados con los NOBEL 2011 los puede ver en la dirección que aparece al lado de Suecia.Sucesos o a la derecha pinchando en Sala de Prensa. (Press Rum) Horas más será dado a conocer jueves 6 de oct. hs. 10.00 en Scandinavia, 5 horas después en Bolivia (15.00 pm) el Nobel de Literatura y viernes desde Oslo el Premio de la Paz.